archivo

Archivos Mensuales: julio 2013

MIAMI ☼ CLÁSICA

Richard_Wagner_als_Dirigent

349px-Richard_Wagner_Signature.svg

El 22 de mayo Wagner cumple doscientos años. El acontecimiento se presta a tentaciones que pueden pagarse caro; por ejemplo, arriesgarse a recomendar las mejores versiones de sus óperas – mejor dicho, “dramas musicales” así donde quiera que esté, Don Ricardo no patalea – con el riesgo de incurrir en el típico agradecimiento del premiado que olvida mencionar a quien más lo merece.

La idea de confeccionar “otra inservible lista” se origina en el espléndido dossier Wagner, publicado semanas atrás por el diario El País de Madrid donde un crítico hizo una respetable selección que causó escozor entre las huestes wagnerianas, ni qué decir entre sus colegas. Para seguir echando leña al fuego, Miami Clásica añade sus selecciones estrictamente ceñidas a los diez títulos del tradicional “canon wagneriano” que excluye la obra temprana pero al que suma las Wesendonck Lieder.

La profusión de registros hace la tarea más apasionante y…

Ver la entrada original 1.644 palabras más

MIAMI ☼ CLÁSICA

900310 Wagner Arien_ocard_rz_Ocard

Aprovechando el bicentenario y los sesenta años de su orquesta, la Radio de Munich edita un volumen Wagner con valiosas grabaciones de archivo pertenecientes a la década del 60 para deleite del coleccionista.

Dos discípulas de la célebre Franziska Martienssen-Lohmann inician el programa cantando Elisabeth de Tannhäuser: Ingrid Bjoner, la notable soprano noruega – no tan recordada como debiera – a cargo de un espléndido Dich teure Halle seguido por una madura, todavía ideal Elisabeth Grümmer en la plegaria Allmächtige Jungfrau, de uno de sus personajes referenciales. La revelación del disco es la Elsa de Martina Arroyo, de un caudal y luminosidad apabullantes mientras una Anja Silja de veintiséis años aborda con su intrepidez característica la Balada de Senta, uno de sus roles triunfales en Bayreuth y en el dúo con Daland por el incomparable Gottlob Frick.

Más que el conocido Wotan de Theo Adam y…

Ver la entrada original 742 palabras más

MIAMI ☼ CLÁSICA

349px-Richard_Wagner_Signature.svg

.

La profesora de geografía preguntó “¿Quién se anima esta noche al Buque Fantasma? Tengo dos entradas y no puedo ir”. Sin saber de qué se trataba levanté la mano. No sabía que la bendita curiosidad me depararía uno de los mejores debuts de mi vida.

En aquellos años, en los países latinos El holandés erranteseguía llamándose El buque fantasma según la costumbre francesa. La obertura me atrapó. A los quince minutos mi compañero huyó en pos de otras aventuras perdiéndose una velada electrizante que disfruté solo, casi como un encuentro pasional. El monólogo no me pareció tan largo como me habían prevenido, con la balada de Senta quedé fascinado y para la redención por amor final estaba rendido. Salí en una nube, literalmente arropado por las velas eternas del buque maldito. Wagner, personaje que hasta ese momento me caía muy antipático, tenía un adicto más. Había ganado la partida. 

Ver la entrada original 456 palabras más